Venta y consumo de cítricos disminuyeron un 30% en lo que va del año en Misiones

Sábado 20 de julio de 2019 | 03:00hs.
Apuntan a las fábricas, porque no realizan compras y señalaron que se desperdiciarán toneladas de fruta. | Foto: Natalia Guerrero
Por Emmanuel López Del Valle

Por Emmanuel López Del Valle politica@elterritorio.com.ar

Varios sectores de la economía argentina se encuentran en crisis. Menos ventas, caída de consumo y producción escasa son algunos de los factores que influyeron en la actual situación de los cítricos en la provincia.
Referentes del sector indicaron que, en lo que va del año, la caída rondó el 30 por ciento, a pesar que no se registraron incremento en los precios de las frutas. Agregaron que la caída del salario real fue uno de los principales factores que influyó en la disminución de la compra por parte de los consumidores.
Añadieron que también se vieron afectados por las heladas registradas a principios de mes y que buena parte de la producción quedó dañada.
El limón fue unas de las frutas más afectadas por la crisis, ya que se vio imposibilitada para su exportación y hubo pocas plazas para ubicar el excedente de la producción, por lo que muchos kilos fueron desperdiciados.
Sin embargo, agricultores se muestran expectantes con el pomelo, una de las frutas que incrementó las ventas y demandas y estiman que el 2020 tendrá un año favorable.

Consumo bajo y producción difícil
La caída de la producción en lo que va del año bajó considerablemente para el sector citrícola de la provincia y estiman que la caída ronda el 30 por ciento. Explican que la disminución en las ventas de limón y de naranjas fueron algunos de los factores que influyeron en la crisis del sector.
Ramón Zabal, secretario General de Unión Argentina de Trabajadores Rurales y Estibadores (Uatre) en Alem, explicó que la situación es difícil desde hace varios meses. “En el caso de Alem veníamos trabajando con otras empresas que se encargaban de la compra de nuestros productos. Pero ahora no hay compras y la situación se agravó”, afirmó en diálogo con El Territorio.
Agregó que el consumo mermó considerablemente desde mediados del año pasado y que la crisis se profundizó por las heladas registradas durante la primera semana de julio.
“Veníamos bien, con buena producción para el mercado local como para el extranjero, pero la situación meteorológica complicó aún más todo”, precisó.
A ello comentó que los precios de la producción no sufrieron modificaciones en el último tiempo pero que, aún así, las ventas en supermercados, comercios y en las empresas productoras cayeron hasta un 40 por ciento inclusive.
“El año pasado hubo un boom de ventas para el mercado local. Pero este año la situación fue contraria. Generalmente siempre tenemos un año bueno y dos o tres años que son complicados”, detalló.
Sobre la situación comentó que  “las empresas que antes compraban las naranjas ya no lo hacen porque se justifican que el consumo de los cítricos bajó en general. Eso repercutió en el plano laboral, que desde diciembre se evidencia la reducción del personal de la Cooperativa Citrícola Agroindustrial de Misiones (CCAM). Tiene mucha producción pero no se retira lo que se cosecha”, manifestó Zabal.
Como se informó, el lunes un grupo de trabajadores interrumpieron el ingreso a la CCAM, ante el reclamo por la deuda de tres quincenas, el pago por el medio aguinaldo y un retroactivo que se debió cobrar en abril y el jueves llegaron a un acuerdo. 
Al respecto, Zabal consideró que se aguarda por el abono del dinero para el miércoles y que verán cómo evoluciona la situación salarial.
Para los próximos meses, el dirigente manifestó que serán tiempos complicados para el sector citrícola, ya que se esperan meses sin producción que, en efecto, generará menor actividad laboral.

Cítricos en estado crítico
Los cítricos, en general, no tuvieron un buen desempeño, tanto en las ventas como en la producción, influidos por las lluvias que se registraron en los primeros meses y a ello se suma las recientes heladas, según comentó Víctor Samudio, productor de cítricos de Montecarlo.
Consideró que el limón fue uno de los cítricos que peor desempeño tuvo en los últimos meses, a consecuencia de la traba a las exportaciones para esta fruta. En relación al mercado local precisó una leve caída del 5 por ciento, tanto en las ventas como en la producción.
En relación a la venta de naranjas y mandarinas indicó que hubo mercado, pero que las ventas no fueron del todo buenas para esta temporada. “En la zona de Montecarlo los 250 kilos de naranja ombligo cuestan 3.000 pesos y en el caso de la tonelada, se abona 10.000 pesos, que son valores muy caros para estas latitudes”, manifestó.
Sin embargo detalló que el pomelo fue la excepción este año y afirmó que tuvo un gran rendimiento durante 2019.
“Una de las grandes protagonistas fue el pomelo, que incrementó categóricamente sus ventas y tuvo muchísima demanda en el mercado regional. Además se evidenció mucho cultivo de este cítrico y vemos que hay muchos anticipados que apostarán por el pomelo para el próximo año”, detalló.
La misma situación fue comentada por Ricardo Ranger, productor de limones de ColoniaDelicia (Mado). “No hay consumo interno, hay superproducción y casi poco de lo que hay se logra exportar”, especificó.
Contextualizó que desde principios de año el sector se encuentra paralizado y que no se evidencia un panorama positivo para los próximos tiempos.
“Hay muchísimos limones que no se lograron vender porque las cooperativas argumentan que no hay dinero para comprar”, comentó el productor, quien señaló que la merma en las ventas de jugos concentrados naturales cayó 60 por ciento durante este año.
Por ello lamentó que se desperdiciarán unas 3.000 toneladas de la fruta.
Comparó que Misiones es una de las provincias más afectadas por la crisis en el sector de los cítricos, al igual que Tucumán, Corrientes y Entre Ríos donde el panorama también es complicado para el sector.

Tecnología para ganar
Las heladas y la caída en la producción fueron algunos de los aspectos que influyeron en la crisis actual del rubro citrícola en la provincia.
A ello indicaron que se debe incorporar tecnología para el cultivo y cosecha de limón, naranja, mandarina y pomelo en la provincia, indicaron.
“El pequeño productor tiene que comenzar a reemplazar las maquinarias viejas por nuevas, de última generación. Eso es clave para adaptarse a los tiempos que corren y a la facilidad del trabajo”, afirmó Samudio.
Especificó que la situación para los productores de menor escala es difícil y que se requieren políticas para la gestión y fomento del sector.
Apuntó que “es clave la adquisición de tecnologías para el quehacer del productor y la sociedad en general tiene que tomar consciencia que la agricultura es una de las principales actividades que sostiene las economías regionales, seriamente afectada en estos tiempos de crisis ”. 

En cifras

3.000

Son las toneladas de limón que quedaron sin venderse en toda la provincia ante la imposibilidad de comercializar los cítricos en la provincia.

60%

Es el merma en la venta de jugos concentrados a base de frutas. La disminución se sintió fuerte desde principios de este año en toda Misiones.


Abastecimiento difícil para las góndolas

La crisis en el sector cítrico afecta a buena parte de los productores del interior de la provincia.
En este sentido Rubén Goralewski, productor de naranja y limón en Colonia Luján, calificó al 2019 como un año difícil para la producción en toda la provincia ya que “no se pudo ubicar al total de la producción”.
En el caso del limón afirmó que hubo excedente y que colonos tuvieron que desperdiciar toneladas de cultivo ante la escasez de ventas. “Fue muy difícil ubicar todo lo que se cosechó y buena parte de lo que se trabajó se tuvo que tirar”, detalló.
Calificó que la distribución de la producción de naranja en las góndolas de supermercados y locales comerciales no cumplió con las expectativas, ya que hubo pocos lugares donde se pudo abastecer. En el caso de la mandarina indicó que hubo poca cosecha.
“Hay una tendencia hacia el cultivo de plantaciones de yerba, que brinda un éxito asegurado”, concluyó el productor. 

El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina