Denuncian al comisario de Capioví por comercializar vehículos incautados - El Territorio Misiones

Denuncian al comisario de Capioví por comercializar vehículos incautados

Viernes 25 de septiembre de 2020 | 07:00hs.
Los procedimientos estuvieron a cargo de Gendarmería Nacional. | Foto: Norma Traid
Carlos Cardozo

Por Carlos Manuel Cardozo fojacero@elterritorio.com.ar

Gendarmería Nacional realizó ayer seis allanamientos en  Capioví, uno de ellos en la propia comisaría local. Según pudo reconstruir El Territorio, el comisario de la localidad sobre la ruta 12, a 130 kilómetros de Posadas, es investigado por la comercialización y desguace de vehículos que estaban secuestrados.

Diferentes fuentes con acceso al expediente y desde la propia fuerza señalaron ayer que los procedimientos se dispararon tras la denuncia la semana pasada de un oficial en la Fiscalía de Puerto Rico.

El hombre relató ante las autoridades judiciales que notó el faltante de tres rodados incautados por contravenciones en la dependencia.

Se trata de un automóvil y dos motocicletas a disposición del Juzgado de Paz local, que en la víspera fueron recuperados. Se trata de un elemento de contundencia debido a que ubica a los autos fuera del resguardo policial, donde deberían estar.

Las informaciones recabadas hasta el momento indican que estos desmanejos podrían estar llevándose a cabo desde hace más o menos dos años.

Sin embargo, eso no es todo, ya que una presentación previa daría cuenta de que las maniobras estaban siendo seguidas desde antes. En agosto, una agente que presta servicios en la misma seccional denunció irregularidades ante la Jefatura de la Policía de Misiones. Dijo que estaba siendo acosada por su superior y además contó que se estaban utilizando partes de los vehículos incautados para el arreglo de otros rodados, algo que no está permitido.

Entonces, además de dar intervención judicial, se inició también una pesquisa de la Dirección de Asuntos Internos que estaba siendo llevada adelante con sigilo.

Pero todo se apresuró. Justo cuando la joven había sido citada a declarar ante el juez Manuel Balanda Gómez, titular del Juzgado de Instrucción de Puerto Rico, quien lleva el caso, se sumó la denuncia por los faltantes por parte del oficial, que sería chofer en la dependencia.

Fuentes de la Jefatura de Misiones detallaron ayer que sospechan que este hombre también está involucrado en las maniobras ilegales y que realizó la presentación a sabiendas de la investigación en curso.

Por esta razón, los tres -el comisario, la agente y el chofer- fueron pasados a disponibilidad y se dispuso el relevo de todos.

Quien hasta ahora era la segunda en la dependencia asumió el mando en la víspera.

Gendarmería y allanamientos
El magistrado decidió darle intervención a Gendarmería Nacional, lo que se entiende como una medida para darle transparencia. La misma determinación tomó hace unas semanas el juez federal de Oberá, Alejandro Marcos Gallandat Luzuriaga, luego de que se detectara el faltante de un kilo de cocaína en una comisaría, hecho por el que aún se sienten las esquirlas dentro de la fuerza provincial.

Efectivos de la Unidad de Procedimientos Judiciales de Gendarmería Nacional en San Ignacio fueron quienes estuvieron al frente de los procedimientos en horas de la mañana de la víspera.

Al detalle, las fuentes consultadas por este medio expresaron que allanaron la comisaría ubicada sobre la avenida Las Camelias en su intersección con la calle José Freiberger, la casa del comisario -que sería provista por la fuerza-, un domicilio particular y tres talleres mecánicos, dos de la localidad y otro de Puerto Rico.

Fuentes con acceso al expediente dijeron que fueron altamente positivos. En los talleres se hallaron las motocicletas denunciadas, mientras que en el domicilio particular, perteneciente a una mujer, se encontró el automóvil.

Ahora la investigación deberá establecer qué rol cumple cada uno en la maniobra delictiva, aunque la sospecha es que en los talleres se podrían reducir o modificar esos rodados. La semana que viene todos serían citados a  prestar declaración -en principio- testimonial.

En sede policial los uniformados de la fuerza federal secuestraron libros de guardia y libros de secuestros (una fuente de la fuerza señaló que fueron 20 de los primeros y dos de los otros, lo que confirma la extensión en el tiempo de la ilegalidad). Todo deberá ser constatado con los registros y expedientes del Juzgado de Paz local, para establecer desde cuándo se hacían estas maniobras.

En la casa del jefe policial, en tanto, no hallaron elementos de relevancia, más allá de una caja de herramientas. El comisario no está detenido, pero fue notificado de la investigación en su contra por los delitos de hurto agravado, negociaciones incompatibles con el ejercicio de funciones públicas e incumplimiento de los deberes de funcionario público.

En cifras

3

Efectivos de la dependencia fueron disponibilidad por la Jefatura de la Policía de Misiones, más allá de la causa judicial.

6

Allanamientos dispuso la Justicia: En la comisaría, en la casa del comisario, una la de una mujer y en tres talleres mecánicos.

El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina